¿Cómo afrontar el miedo al parto o tocofobia?

08.01.2020

¿Cómo influye el miedo en el parto?

Para algunas mujeres, la etapa del embarazo y dar a luz a un hijo son las experiencias más bonitas que pueden vivir, pero aproximadamente el 3% de las mujeres siente verdadero pánico a tener un hijo.

Es lo que se conoce como tocofobia, un miedo irracional al embarazo y al parto.

Uno de los mayores temores es no saber a qué nos enfrentamos, el desconocimiento de una experiencia que nunca hemos vivido.

Por esto es tan importante una adecuada preparación al parto, donde nos expliquen cómo es el proceso del parto, cómo enfrentarlo y sobrellevarlo de manera relajada y controlando el dolor y la respiración. También es importante para que nos enseñen que nuestros cuerpos fueron diseñados para dar a luz con normalidad y contienen todo lo necesario para ello.

El miedo, tanto emocional como fisiológicamente, influye de manera negativa en el proceso natural del parto, ya que los mamíferos dan a luz gracias a una repentina emisión de hormonas.

Una de ellas, concretamente la oxitocina, que es necesaria para la contracción del útero, lo que facilita el nacimiento del bebé y la expulsión de la placenta. También se conoce por inducir el amor maternal estando presente esta durante el amamantamiento.


¿Cómo detectar el miedo al parto?

Durante el sentimiento de miedo, se segrega una hormona de emergencia, la adrenalina, cuyo efecto es frenar la oxitocina ya que se segrega ante una situación de peligro.

El hecho de que la oxitocina y la adrenalina sean antagonistas explica que la necesidad básica a la hora de dar a luz sea sentirse seguros.

El problema es, que estos procesos en algunos casos apenas somos conscientes de que se están dando y/o no son percibidos de forma lógica. Por ello, es necesario tener en cuenta algunos aspectos para detectar si verdaderamente sentimos pánico o miedo al parto.

Algunas de las señales claras son las siguientes:


  • El sólo hecho de nombrar un embarazo desencadena una crisis nerviosa tanto que puede llegar a ser motivo de problemas con la pareja al no querer comentar el tema sobre tener hijos.

  • Evitar por todos los medios quedarse embarazada, volviéndose la anticoncepción una verdadera obsesión, engañando en los casos más extremos sobre la imposibilidad para concebir.

  • Existe un gran temor a los cambios físicos, a las responsabilidades que conlleva y al cambio de vida que supone la llegada de un hijo y la falta de preparación para esta etapa de la vida.

  • Miedo a los quirófanos, la sangre, las agujas, etc.

¿Cómo superar la tocofobia?

Hay mujeres que eligen no ser madres biológicas por no pasar por un embarazo y un parto y se plantean la adopción para cumplir el sueño de tener un hijo. Padecer tocofobia no quiere decir que la mujer no desee ser madre, aunque como es lógico algunas están convencidas que no lo serán ni de una forma ni de otra.

De cualquier manera, antes de tomar una decisión definitiva, hay que saber que la tocofobia se puede superar. Como cualquier otra clase de fobia se puede tratar poniéndose en manos de un especialista.

Buscar ayuda psicológica, la comprensión de la pareja y el apoyo de la familia son fundamentales para intentar superar el miedo irracional al embarazo y al parto que sufren algunas mujeres.

Los pensamientos positivos, el apoyo cálido de la familia y el acompañamiento de profesionales en el momento del parto, y ante todo el conocimiento y convencimiento previo de que nuestro cuerpo es perfectamente capaz de dar a luz, nos ayudarán a estar más tranquilas.